Amor que cura y leche materna

16731531_10211809197043190_1922309020_o-1

¿Cuántas veces os han demostrado amor incondicional? Familiares, amigos…En nuestro proceso de curación creo que es importante. Pues me gustaría hablar de un gesto de amor que se ha convertido y demostrado ser un arma más para mejorar las defensas del cuerpo humano.
Quiero agradecer a Noélia y Erika, gracias mamas por proporcionarme leche materna durante la lactancia de vuestros bebés. Tengo la suerte de tener dos bebés cercanos que beben leche de sus mamis. Están sanos y llenos de felicidad. Les llamo mis hermanos de leche. Ellos son Eren y Gael, son tremendamente guapos y especiales para mí. Tienen una inocencia que me impacta, sus rostros llenos de amor cuando ven a sus mamas. Cuando las miran, su amor es tan puro que aprendes del amor incondicional, ese amor que cura, que es salud, que es vida.
Yo aprendí de ese amor el día que nació mi hijo. Tanto aprendí ese día… Siempre recordaré su manita recogida a mi brazo al salir de la sala de partos.
Fue un parto provocado, así que mis deseos de experimentar un parto natural no fueron posibles.Tampoco pude experimentar mi deseo de amamantarlo, pues tuve que empezar con quimioterapia. Me costó la aceptación de todo, pero había que solucionar un problema. Mi diagnóstico de cáncer de mama durante el embarazo fue espantoso pero mi felicidad de tener a mi hijo lo superaba todo. La administración de la quimioterapia no permitió poder amamantar a mi bebe por su toxicidad. Me costaba aceptar cada paso pero tenía que comprender que empezaba mi lucha de supervivencia y tenía un bebe en mis brazos!!
Han pasado 3 años, tengo un hijo precioso. Mi lucha sigue con varias metástasis, he pasado varias situaciones. Pero recuerdo esos días de hospital, esos días de nacimiento, llenos de olor a vida y pura felicidad. Lo recuerdo como el más feliz de mi vida. Mis deseos de un proceso de nacimiento y lactancia natural no pudieron ser posibles, pero lo cambiamos por el piel con piel, amor, caricias, miradas, biberones,… Eso hice para reemplazar mi leche contaminada por quimioterapia.
Hoy por hoy, yo recibo de ésta leche que la considero cómo oro. Comparto mi experiencia con vosotros por si tenéis oportunidad. Sube mis defensas y sigo con mi tratamiento oncológico.
Éste texto lo dedico a madres que pueden ayudar a pacientes oncológicos con éste gesto tan bonito, también a Erika y Noélia por su dedicación y a mis hermanitos de leche.
Mucha luz a todos en nuestro camino hacia la felicidad.

3 respuestas a “Amor que cura y leche materna

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s